Seleccionar idioma
  • Italiano
  • English
  • Deutsch
  • Español
  • Français
El carrito está vacío
close

Viajar con tu bici

5 agosto 2021
How to travel with your bike

Transportar de modo seguro la bicicleta en coche o en avión es la base de unas vacaciones tranquilas sobre dos ruedas.

Esta es nuestra guía esencial para disfrutar de un viaje en bicicleta sin imprevistos. Todos valoramos mucho nuestra bici, el grupo y las ruedas Campagnolo.

Por eso, a la hora de transportarla, tanto en coche como en avión, hay que tratarla con el máximo respeto.

Descubre nuestros 10 consejos esenciales para un viaje en bici seguro y tranquilo.

 

1) ALMACENAMIENTO DE LA BICI

 

 

Asegúrate de haber comprobado con antelación qué espacios de almacenamiento para bicicletas están disponibles en las instalaciones donde te alojes. Idealmente, hace falta un espacio con cerradura y alarma, que esté vigilado con cámaras de circuito cerrado.

Sin embargo, si las instalaciones de almacenamiento de bicicletas son más espartanas, lo cual es muy probable, a menos que vayas a pedalear por paraísos del ciclismo como Lanzarote o los Alpes, vale la pena llevarte un candado robusto. No obstante, recuerda que supone un peso adicional para tu equipaje.

 

2) SEGURO DE VIAJE

 

 

Buscar un seguro de viaje puede ser particularmente difícil, así que tómate un tiempo para investigar.

Algunas compañías de seguros, por ejemplo, cubren actividades como el ciclismo, pero no durante las carreras. Hay compañías que ofrecen seguros por carrera, pero la cobertura se aplica específicamente a la distancia y el tiempo pasado en la bici.

Es decir, podría ser un seguro que te cubre para un evento breve, pero tú tienes previsto un evento de varios días. Por tanto, comprueba cuidadosamente todas las opciones y detalles ofrecidos.

 

3) ¿CAJA DE CARTÓN, BOLSA O MALETA PARA TU BICI?

 

 

¿Quién no ha visto a ciclistas y triatletas por los aeropuertos arrastrando una caja de cartón con una bicicleta dentro? Es verdad que es habitual. Pero no es lo ideal.

Hay bolsas de bici de protección seguras que hacen bien su trabajo.

Pero, en nuestra opinión, una maleta rígida es la mejor solución para transportar de forma segura tu bicicleta. Las maletas de transporte rígidas son ciertamente más voluminosas, pesadas y caras, pero están diseñadas específicamente para hacer frente a los numerosos y rápidos movimientos en el aeropuerto y son más resistentes al inevitable aplastamiento del equipaje.

Vale la pena proteger adicionalmente el cuadro dentro del equipaje con goma. Si viajas al extranjero solo en raras ocasiones, probablemente te conviene alquilar una maleta para bicicletas en lugar de comprarla.

 

4) COMPRUEBA EL PESO PERMITIDO

 

 

Si viajas en avión, no olvides comprobar el límite de peso permitido para tu equipaje. . Cada aerolínea tiene diferentes reglas y precios en este sentido. Por tanto, conviene comprobarlos antes de hacer la reserva.

Por ejemplo, la mayoría de las aerolíneas permiten llevar una caja de bicicletas o una maleta que pese hasta 23 kg. Pero atención: una maleta rígida pesa desde 11 kg en adelante y, teniendo en cuenta que tu bici no pesará menos de 7 kg, es posible que te quede muy poco peso disponible.

La planificación es importante y es aún más importante si tienes conexiones aéreas en tu plan de viaje.

 

5) DESINFLAR UN POCO LOS NEUMÁTICOS

 

 

Es un error pensar que, si dejas los neumáticos en la maleta completamente hinchados, la diferencia en la presión del aire durante el vuelo hará que estallen. No obstante, vale la pena de todas formas desinflarlos ligeramente, recordando dejar suficiente aire en el interior para proteger las llantas o, en el caso de los tubeless, para evitar que el neumático se desprenda y el sellador se salga.

Si utilizas ruedas con frenos de disco, como las Bora WTO 60 de Campagnolo, para algunas fundas de bici, puede ser necesario retirar los discos. Si es necesario, coloca espaciadores de plástico entre las pinzas de freno.

 

6) HERRAMIENTAS

 

 

Asegúrate de llevar todas las herramientas necesarias para un viaje en bici sin problemas. Te recomendamos al menos: una llave para los pedales, una herramienta multiusos con llaves hexagonales, bridas de cables, trapos para limpiar la bici, una minibomba e idealmente una bomba de suelo (pero fácil de transportar).

Haz una lista de las herramientas que necesitarás y márcalas a medida que las empaquetes; o mejor aún, crea una lista más completa con todo el equipamiento que necesitas para tu viaje en bici. Vale la pena.

 

7) EQUIPAJE DE MANO

 

 

Por desgracia, en ocasiones, las maletas y las bicicletas desaparecen. Si todo va bien, recibirás tu bici en las 24 horas posteriores al aterrizaje.

Ecco perché vale la pena portare le tue scarpe da ciclismo con i pedali all'interno ed un completino da ciclismo nel tuo bagaglio a mano, poiché potresti averne bisogno se decidi di utilizzare una bici a noleggio per il primo giorno Por eso vale la pena llevarse las zapatillas de bici con los pedales dentro y un traje de ciclista en el equipaje de mano, ya que es posible que lo necesites si decides usar una bici de alquiler el primer día.

 

8) SÉ METÓDICO

 

 

Puede parecer excesivo, pero es mejor imprimir las normas para el transporte de las bicicletas de la compañía aérea elegida y utilizar un rotulador para marcar los párrafos pertinentes. También vale la pena llevarse copias impresas de los recibos que demuestren que has reservado el espacio para tu bici en el vuelo.

Y recuerda ir con tiempo para la facturación, por si surge cualquier controversia.

 

9) VIAJAR EN COCHE

 

 

Cuando se viaja en coche, la calidad del portabicicletas probablemente esté relacionada con tu presupuesto.

El portabicicletas con correas, que se monta en la parte trasera del vehículo, es el más extendido y el más conveniente, pero probablemente sea menos seguro que los portabicicletas de techo.

Las versiones montadas en el techo, sin embargo, solo se pueden utilizar si tu coche está equipado con montantes de techo. Además, siempre debes tener en cuenta que tu bici está en el techo del vehículo, ¡especialmente al entrar en aparcamientos con altura reducida!

Los portabicicletas de techo son sin duda los más seguros para transportar tu bicicleta, pero si tu coche no lleva ya montantes, la instalación de estos puede ser cara.

 

10) LA DESHIDRATACIÓN ES TU ENEMIGO

 

 

El último consejo es para ti: mantente hidratado. Varias horas en un ambiente cerrado con aire acondicionado no son ideales en este sentido, así que bebe agua constantemente.

Lo ideal es utilizar suplementos de sales mineral, para garantizar una hidratación completa.

Este sitio utiliza cookies para ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible, además de para fines comerciales y publicitarios. Si continúas navegando por el sitio y no las deshabilitas, nos autorizas al envío y al uso de las cookies en tu dispositivo. Para leer nuestra política en materia de cookies, haz clic aquí.